domingo, 10 de mayo de 2009

11.nov.2007 ASESINATO POLÍTICO



Cuando la rabia nos vuelve a hacer temblar. Y se nos agarra el nudo a la garganta y al corazón.
Hoy aprieto los puños y los dientes bien fuerte por cada uno de los compañeros y compañeras antifascistas. Y por la madre que perdió a su hijo de 16 años y que es ejemplo de dignidad y justicia.

Ni olvidamos ni perdonamos.
Carlos, tu mejor homenaje, continuar la lucha. Hasta la victoria.

1 comentario:

kukat dijo...

Holaaaa!!!
Que pasa? hacia tiempo que no me pasava por aquí!
He canviado a blogger, i en seguida te agrego en la lista de favoritos!

Saludos!