viernes, 9 de mayo de 2008

Días y noches de guerra y de amor

Se me agolpan a la cabeza ideas, imágenes, cientos de imágenes, de caras, de paisajes, y también me golpean los sentimientos. Con más fuerza que nunca. El momento vital es especial. Y también es sorprendente. Eso es bueno, supongo. Que nunca deje de sorprenderme las cosas que experimento. Podría decir que son los mejores años de nuestras vidas, a pesar de los pesares, a pesar de que fuera demasiado joven para morir, a pesar de las distancias, a pesar del cansancio, y a pesar de la gente que llora en el metro. Me gusta encontrar ratos para digerir todo esto. Porque muchas veces, no hay tiempo ni para saborear y detenerse. Y sentirme más introspectiva. Y sin olvidar lo de atrás, mirar firmemente hacia adelante. Y ver todo lo que vendrá, por lo que quiero luchar.

Pero estos son días especiales. Quizá por los reencuentros, como con los VerdCel que me acercaron tiernamente a mis Països Catalans y a su cultura, quizá por la ida y venida constante de amigos y amigas que hacen mi hogar más hogar y nos marcan significativamente la vida, quizá por las conexiones, aunque parezca que la distancia va ganándonos la batalla, quizá porque en un par de días brindaremos juntxs por mi venida, quizá porque vuelve a ser 11 y vuelve a doler mucho, quizá por todas las pequeñas victorias que vamos conquistando unidxs y combativxs y que hacen de la lucha una manera de vivir y de sentir, quizá porque siguen intentando hacer desaparecer las disidencias y les plantamos cara, quizá por las certezas y por las incertidumbres, quizá por las buenas noches y por continuar, quizá por ti.

Son días y noches llenas de guerra y de amor. La vida no es sencilla, mucho menos en el mundo que nos ha tocado vivir, pero hay razones de sobra para seguir adelante, y estimar todo lo que nos aferra a ella. Sí, soy una persona optimista en un mundo de pesimistas. Los días no vuelven. No. Por eso se me hace especialmente interesante el carpe diem. Y el defender la alegría, y aprender a organizar la rabia. Y crear esperanza entre tanta desesperanza.

Gracias.




2 comentarios:

mariam dijo...

mil petons bonica!!
companya la victoria és nostra!!

Lu dijo...

M'afegeixo al comentari de la Maria... sempre endavant preciosa, no passaran!!!