domingo, 13 de abril de 2008

Unidos en el recuerdo, unidas en la lucha I

El pasado viernes 11 de Abril hacía 5 meses que los fascistas arrancaron la vida a Carlos Javier Palomino en Madrid cuando combatía al fascismo. La placa que se colocó en su memoria en la estación donde fue asesinado, apareció destruida ese mismo día. Y nos volvieron a arrancar las lágrimas y las entrañas. Malditos sean los asesinos del pueblo y sus cómplices. Pero el antifascismo madrileño recordaba a Carlos y continuaba su lucha. Porque es el camino que hemos elegido.

Mientras a 400 km, la gente organizaba el mejor homenaje a Guillem Agulló, joven independentista al que los fascistas le arrancaron la vida hacía justo este 11 de abril 15 años. Y los països catalans daban una lección de memoria colectiva y dignidad, y esto me emocionaba sobremanera, y se me encojía el corazón. Y demostraban que Guillem sigue vivo en todxs, todos los días. Y lo importante que es ser pueblo y andar unidxs y combativxs. Y como la familia sigue resistiendo, con un valor excepcional, y sintiendo a Carlos como sienten a Guillem.

Y con lo sucedido con la placa de Carlos, entendí la dureza del 'Guillem jódete'. Y de la necesidad de volver a levantarse, más fuertes, y seguir construyendo, y luchando. Y de organizar la rabia. Sin olvidar ni perdonar.

Durante el transcurso de la manifestación por Burjassot, población de la que era Guillem Agulló, se colocó esta placa, que después de lo que acababa de pasar en Madrid con la de Carlos, lo llenaba todo de simbolismo. La manifestación igualó a la que se produjo hace 15 años cuando Guillem fue asesinado. El acto político estuvo lleno de belleza y ternura revolucionaria.

El mejor homenaje, continuar la lucha.
Por Guillem, por Carlos.
Por ellos y por nosotrxs.
Unidos en el recuerdo, unidas en la lucha.
¡No pasarán!










3 comentarios:

Paco dijo...

Sabes que les jode a los cerdos, que nosotros no olvidamos, que dignificamos y que lo hacemos unidos, dando la cara. Con la razon i el amor. Eso es lo que les jode, por eso son tan miserables. A eso es a lo que le tienen miedo.

Aunque nos jodan todas las placas, nuestra memoria es más fuerte que el mármol, que el hierro.

un saludo antifeixista des del sud de mis Països.

Tondo Rotondo dijo...

Mientras te cojo el vídeo... quiero comentarte que a placa rota... denuncia y otra placa... hasta que se canbsen, hasta que los enterremos en el mar.

Pablo dijo...

No tengo palabras para definir lo que he sentido estos días en PPCC.

a Paco y compañía.....GRACIAS